Cáritas Junto a los Hermanos inundados

A raíz de las inundaciones que están afectando distintas provincias de nuestro país, Cáritas Argentina acompaña la labor de las Cáritas locales, a través de los equipos capacitados para tal fin y en articulación con organismos del Estado e instituciones civiles que se encuentran trabajando en cada lugar.

Cáritas Argentina está en permanente comunicación con las zonas afectadas. Las mismas abarcan las diócesis de Rafaela y Reconquista (Santa Fe), Corrientes, Goya y Santo Tomé (Corrientes), Paraná y Concordia (Entre Ríos), Tucumán, Añatuya (Santiago del Estero) y Merlo-Moreno (Buenos Aires), entre otras.

Cáritas Diocesana Reconquista, por ejemplo, a través de sus referentes parroquiales, está presente de manera constante en terreno (con la entrega de alimentos, calzados, etc.), en diálogo con las parroquias y el Municipio, coordinando tareas e intercambio de información.

Cáritas Arquidiocesana Paraná, por su parte, recorre las zonas afectadas, llevando alimentos, calzado, artículos de limpieza e higiene y ropa de cama. Los sacerdotes y el equipo acompañan a las familias y están en comunicación con los Municipios locales y provinciales.

Para dar respuesta a las enormes necesidades en las zonas afectadas se habilitó la Cuenta Bancaria de Cáritas Argentina, a fin de canalizar la solidaridad de toda la población de manera más rápida y concreta.

Para colaborar con dinero desde cualquier lugar del país:

Cuenta Corriente Banco Nación Nº 35869/51 –
Sucursal Plaza de Mayo 0085

CBU 01105995-20000035869519
A nombre de: Cáritas Argentina Emergencia
CUIT 30-51731290-4

Para colaborar con tarjeta de crédito y débito:

– Comunicarse al 0810 222 74827 (costo de una llamada local, 
de lunes a viernes de 9 a 17 horas) 
– Ingresar al cupón habilitado para tal fin en el sitio de Cáritas:
www.caritas.org.ar/donaciones-emergencia

Más allá de la ayuda material que se pueda brindar, invitamos a todos a seguir unidos en oración y solidaridad para acompañar a nuestros hermanos en estos momentos difíciles.

Comentarios cerrados.